lunes, 20 de octubre de 2014

Tortillas de Calabaza

Vuelvo otra vez con mi receta estrella las tortillas de calabaza, y son mi receta estrella porque me han gustado desde siempre, tengo una vecina que dice que siempre que las prepara se acuerda de cuando yo era pequeña porque iba a su casa a comerlas. Y si me las comía en cualquier casa porque dónde oliera a tortillas de calabaza ahí estaba yo, jeje.

En esta ocasión aprovecho para volver a publicar la receta de tortillas de calabaza (lo digo porque fue la segunda publicación del blog) ahora que todos los blog están llenos de cosas para halloween y tal vez tu no sepas que preparar con tus calabazas. Te preguntarás porque vuelvo con la misma receta y la respuesta es sencilla,primero porque a la anterior le faltaban fotos y segundo porque me encantan estas tortillas y debéis hacerlas.

Ingredientes:

  • 600 o 700 g. de calabaza aproximadamente
  • 350 g. de harina aproximadamente
  • 4 huevos
  • 150 g. de azúcar
  • 200 ml. de leche
  • 1 c.c. de anís en grano
  • 1/2 rama de canela
  • la rayadura de un limón
  • una pizca de sal
  • Aceite de oliva para freir


Elaboración:

Cortamos la calabaza en trozos grandes, le añadimos la sal, la canela, un trozo de piel de limón y cubrimos de agua. Esto lo ponemos a hervir durante 15 mintos aproximadamente hasta que la calabaza esté cocida.



Colamos el exceso de agua de la calabaza y la aplastamos con un tenedor. Lo reservamos un rato hasta que se enfríe.


En un bol con una varilla manual batimos la calabaza con los huevos, el azúcar, la ralladura de limón y la leche. Después vamos añadiendo la harina poco a poco y teniendo en cuenta que la masa debe adquirir una consistencia no demasiado ligera, entre más harina más gruesas quedarán.


El siguiente paso es poner a calentar el aceite con un trozo de piel de limón, cuando esté bien caliente retiramos la piel del limón y con un cucharón pequeño  colocaremos pequeños montoncitos de masa, debemos freír las tortillas por ambos lados dorándolas ligeramente y las colocamos sobre un papel de cocina para eliminar el exceso de aceite.


Ya están listas para comer, si somos muy golosos las podemos espolvorear con azúcar o añadirles miel a la hora de comer, están deliciosas calientes, templadas e incluso frías. 
Estas las he decorado con calabazas de halloween y se las he dado a mi hija de postre, le ha encantado ya que en esta ocasión ha sido ella la que deseaba comer tortillas de calabaza, de modo que la historia se repite. 

 Mil besos y recuerda que para estar informado de cada publicación del blog síguelo en las redes sociales:

Instagram 
y el grupo de facebook donde puedes publicar tus recetas tengas o no un blog y además ver las de mis amigos COMEDERE PANIS CON MIS AMIGOS.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¿Te ha gustado mi receta? Me encantaría leer tus comentarios y saber que piensas de mi blog.